Solo con una firme presión popular el cambio será este año
Revocatorio
El Gobierno de Maduro persiste en su empeño de impedir la
consulta popular para revocar este desastre en que han convertido a Venezuela.
Usando el chantaje, la represión, la mentira, la amenaza y la violación abierta
de las leyes y de la Constitución, quieren negar el derecho que tiene el pueblo
de mandar al basurero de la historia a la más grande estafa cometida en su
contra.
El pueblo venezolano no aguanta más tanta destrucción, tanta
agresión, tanta hambre, tanta miseria, tanta pobreza, tanta inseguridad, tanta
impunidad, todas ellas peores a si estuviéramos en una guerra sin cuartel.
Salir lo más rápido posible del nefasto Gobierno de Maduro es imprescindible
para comenzar a atender esta catástrofe social, económica y política. Se trata
de una cuestión de supervivencia no sólo para la población mayoritaria que hoy
sufre todas estas penurias, sino también para nuestra condición de república
independiente y soberana, para la existencia de una verdadera democracia que
estimule el protagonismo social, que aúpe la autonomía popular y que respete el
poder de las bases de la sociedad.
Bandera Roja convoca a todos los ciudadanos de buena
voluntad, más allá de ideologías e inclinaciones partidistas, a impulsar un
gran movimiento asambleístico Nacional organizado (MANO) que se convierta en la
fuerza fundamental para impulsar y apalancar el referendo revocatorio en 2016.
Que a su vez sea la base de la reconstrucción nacional para plasmar en la
realidad los deseos de que el cambio de Gobierno también sea un cambio de
régimen que apuntale la producción nacional, que dignifique el trabajo, los
salarios y los sueldos, que valore el estudio, la investigación y la
laboriosidad, que promueva una nueva ética del esfuerzo y la probidad, en fin,
que la construcción de una nueva democracia vaya aparejada con la prosperidad y
el bienestar de las mayorías nacionales.
Ni siquiera los sectores vacilantes y conciliadores que
anidan en la oposición podrán torcer la decisión y la fuerza de un pueblo
decidido a cambiar. El único diálogo posible hoy es el que pueda ahorrarnos más
sangre y más tragedia en nuestro afán para salir de Maduro. No caben aquí
cálculos partidistas o individualistas para tomar una mejor tajada en las
nuevas circunstancias. Hace falta una dirección política que tenga el aliento
histórico y la fuerza moral para desmontar este régimen militarista y autoritario.
El cambio tiene que ser civil y civilista.
El impulso de asambleas populares, asambleas de ciudadanos,
asambleas obreras y estudiantiles, de maestros, profesores, médicos,
ingenieros, pobladores, etcétera, es lo que puede permitir no sólo enfrentar exitosamente
las barbaridades de este Gobierno decadente, sino también prepararnos en el
conocimiento profundo de la grave crisis que nos sacude y elevar nuestra
disposición a asumir los retos que nos exige la necesaria transformación de
esta dramática realidad.
Entretanto, tenemos la obligación de canalizar positivamente
la gigantesca pro-testa espontánea que nuestro pueblo hoy despliega
valientemente contra el hambre y la inseguridad, por trabajo decente y salarios
dignos, por salud y educación. Llamamos a los sindicatos, gremios, asociaciones
y consejos comunales, federaciones estudiantiles y gremios profesionales, a
aunar esfuerzos en la realización de una gran Marcha contra la Hambruna y por
el Derecho a la Vida que detenga el paquete hambreador del Gobierno.
Pese a las constantes tretas y obstáculos del oficialismo,
culminar los pasos para realizar el revocatorio en 2016 no será algo
extraordinario si asumimos el cambio de gobierno con la amplitud y grandeza de
una gesta de carácter histórico, sin sectarismos y sin mezquindades. Son sólo
en unas cúpulas mafiosas donde debemos concentrar el fuego de la crítica.
¡Basta de hambre y represión!
¡Basta de Nicolás!
¡REVOCATORIO YA!
Por la dirección nacional de Bandera Roja
Gabriel Puerta Aponte / Secretario General
Carlos Hermoso / Secretario General Adjunto

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here