Publicamos pequeña crónica del periodista Roberto Giusti donde describe la actitud de la militancia de Bandera Roja el 11 de abril de 2002. Esa mismo coraje y valentía la mantendremos ante la pretensión del gobierno de escamotear la voluntad popular el 14 de abril.

¡POR UN GOBIERNO DE UNIDAD NACIONAL!

¡CAPRILES PRESIDENTE!

“Pasada las tres de la tarde el fuego arreció y el combate se concentró entre las esquinas de Marcos Parra y Solís. Allí fue donde un grupo heroico de veinteañeros, con la camisa a modo de gorro y sin ningún tipo de armas, avanzaban en medio de la balacera y las nubes de humo tóxico hacia los destacamentos de la guardia, con agilidad felina recogían las bombas que les lanzaban y las devolvían con feroz puntería. Eran los muchachos de Bandera Roja, cuyo arrojo enardecía a muchos otros más y entonces los grupos avanzaban desafiando el humo y los disparos de los francotiradores hasta que alguno caía y daban vuelta atrás. Cargaban el cuerpo ensangrentado, gritaban pidiendo un médico, clamaban que por favor no corrieran en medio de toses y lágrimas, dejaban el herido en la ambulancia y volvían a la pelea”. Roberto Giusti, El Universal, 12 de Abril de 2002.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here