La Unión de Jóvenes Revolucionarios está orgullosa del espíritu combativo que históricamente ha caracterizado a la juventud venezolana. Recordamos en esta fecha a los patriotas que bajo el mando del prócer de la independencia José Félix Ribas, protagonizaron la derrota al ejército realista hace más de dos siglos.

Estos jóvenes, en su mayoría estudiantes de colegios y seminarios de Caracas, salieron sin miedo y con valentía a pelear por la independencia de Venezuela. Defendieron la patria con su vida, para lograr un futuro de libertades en la naciente República. Con ímpetu, y pese a que no contaban con entrenamiento militar apropiado, tomaron las armas para la exigente tarea libertaria.

Hoy la juventud venezolana enfrenta a las fuerzas reaccionarias de un régimen dictatorial, represivo y corrupto, que promueve el colonialismo y la expoliación de nuestro país. Doscientos seis años después continúan los jóvenes de Venezuela luchando con ese espíritu enhiesto, firme y rebelde, como se demostró en las rebeliones ocurridas en las calles de los años 2014 y 2017.

Libramos una ardua batalla contra una dictadura de mafias que estafó al país, en la que la juventud ha dejado todo en las calles. Los jóvenes pretendemos, al levantarnos y protestar, derrocar un régimen responsable del drama que atraviesa Venezuela, un país que ahora está sumergido en la pobreza, el hambre y la miseria. Un país donde no hay futuro, en el que la violencia delincuencial se ha llevado a tantos inocentes, que obliga a millones de personas, especialmente jóvenes, a salir de sus hogares y de su tierra en busca de mejores oportunidades.

Solo derrocando al régimen podemos resolver esta catastrófica situación. Sacar a la dictadura que usurpa el poder es la tarea principal que tenemos como reto este año. Solo así surgirán condiciones reales para una educación pública, científica, democrática y de calidad; para tener universidades autónomas, democráticas, populares y con norte científico; para lograr el desarrollo pleno de las capacidades de la juventud.

En esta hora crítica y aciaga que vive nuestra patria, nos corresponde prepararnos para una nueva ofensiva. Organizarnos para encender el fuego de la rebelión popular, combinando todas las formas de lucha. Debemos conformar una dirección política con espíritu unitario que esté a la altura del momento trágico que vivimos, que tenga como norte refundar la República, que en estos momentos está en ruinas, en la ignominia y la descomposición social.

Es momento de atizar el coraje, la insumisión y la rebeldía que ha caracterizado históricamente a la juventud venezolana. No debemos conformarnos con las migajas que ofrece el dictador. Es hora de luchar por nuestro futuro, nuestros derechos y por un mundo mejor.

Es hora de desechar las ilusiones y prepararnos para la lucha, porque necesario es vencer.

Que sirva este 12 de febrero de 2020 para reforzar el compromiso con la lucha libertaria, por el cambio político, la reconstrucción soberana y una nueva democracia con sentido nacional y popular. Debemos templar nuestro espíritu y acerar nuestras convicciones. Preparémonos para conquistar nuestros sueños y esperanzas. Enfilemos la marcha, sin vuelta atrás, a la Batalla de la Victoria.

Viva la heroica juventud venezolana!
¡Luchemos por el futuro!

¡Abajo la Dictadura!

¡Organicemos la rebelión popular!

Unión de Jóvenes Revolucionarios

@UJR_BanderaRoja

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.