Andrea Tavares, dirigente de Alternativa 1
Venezuela atraviesa la más aguda crisis política social, económica, ética y moral de su historia. Esta crisis se evidencia en el deterioro de las condiciones de vida material y espiritual de la gran mayoría del pueblo venezolano. 
Asi lo manifestó la ex concejal de Caracas Andrea Tavares, quien fungió como vocera de varias organizaciones políticas y dirigentes sociales parroquiales, estudiantiles y comunitarios del municipio Libertador de Caracas:  Alternativa 1, Bandera Roja, dirigentes parroquiales de San Juan, Catia, San Pedro, La Pastora, dirigentes estudiantiles de la UCV, UPEL-IPC, UCSAR, del Movimiento de Educadores Simón Rodríguez, entre otros.
Caracas, como centro político de la nación, refleja esta terrible realidad: escasez de productos alimenticios y medicinas, alto costo de la vida, incremento de la delincuencia (siendo la capital de Venezuela una de las tres ciudades más inseguras del planeta), hospitales carentes de todo los insumos médicos y funcionando a duras penas, escuelas y liceos donde se imparte una educación de cuarta categoría, servicios públicos deficientes, las constantes e interminables colas para adquirir alimentos y otros productos o la alternativa de comprarlos a “bachaqueros” que los venden tres o cuatro veces más caros, precios que junto a la inflación pulverizan el salario del trabajador, agregó la vocera describiendo las penurias por las que atraviesan los caraqueños
Toda esta situación hace urgente y muy necesario un cambio político en todos los órdenes. Para ello debemos promover la participación decidida de las mayorías populares para construir una alternativa política democrática y de justicia social, con un plan económico y social que dinamice nuestra maltratada y postrada economía, que defienda la soberanía nacional, que preserve, profundice y defienda las conquistas sociales del pueblo venezolano y genere una nueva ética y moral que reivindique los valores de convivencia y solidaridad que permitan regenerar y establecer un ambiente social de paz y progreso.

Tavares expresó que ante esta descomunal crisis por la que atravesamos, es urgente “impulsar la tarea de forjar y consolidar un movimiento político-social que agrupe a los mejores hijos de Caracas, que tenga como norte contribuir con la reconstrucción de la nación venezolana, hoy maltrecha a consecuencia de políticas erradas.”
Reconoce la exconcejal algunas dificultades en el sentimiento de la mayoría de la gente, pero plantea la necesidad de ser optimistas para avanzar en el necesario cambio que anhelan los habitantes de Caracas. “Debemos rescatar la confianza y la capacidad de lucha del caraqueño, vencer el escepticismo, la desesperanza, el individualismo y el egoísmo que nos postra ante un gobierno forajido que hace del terror, el engaño, la mentira, el odio y la violencia instrumentos de dominación y preservación de un régimen despótico, dictatorial, corrupto e incapaz de darle solución a la crisis que vivimos”, enfatizó. 
Finalizó Andrea Tavares haciendo el siguiente llamado: “Construyamos la alternativa de una Venezuela mejor para nuestro presente y asegurar un futuro de prosperidad. Comprometámonos activamente con este objetivo. Para demostrarlo tenemos una buena oportunidad este sábado 30 de mayo para exigir en la calle: libertad de los presos políticos, cese a la represión, el autoritarismo y el cronograma electoral al CNE”
Forjemos la Reconstrucción Nacional 
Caracas rescata la esperanza para el cambio

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here