Gabriel Puerta junto a Luis Fernandez y Raul Toledo,
dirigentes de BR Nueva Esparta

“Venezuela no ha salido de ser monoproductora, no ha logrado la diversificación de su modelo productivo, que sería el camino hacia una verdadera soberanía del pueblo”.
Esta expresión fue dada por Gabriel Puerta, secretario general nacional del partido Bandera Roja, movimiento con sólidas bases en el pensamiento de izquierda, que ante la falsa imagen de socialismo y el erróneo modelo filosófico que maneja el chavismo, según plantean, no comulgan y rechazan los lineamientos que pretende implantar el oficialismo centralista en todo el país. Durante el encuentro con la prensa insular, Puerta estuvo acompañado por los líderes regionales de este partido, Luis Fernández y
Puerta advierte que el modelo llamado socialista o del poder popular, es una gran estafa que sólo pretende atraer a un sector de la población ofreciéndole poder pero sin dárselo, para radicarlo sólo en la figura centralista. Nadie en Venezuela puede considerar que aquí domina el socialismo, el dirigente rojo plantea que en nuestro país se impone el capital, ya sea de estado o privado, como ejemplo de ello se puede ver la banca nacional, donde ya sea de un sector u otro se comporta de la misma manera en su sector más dinámico. Por otro lado el empleo productivo se encuentra en manos del capital. Se refirió a Ernesto “Che” Guevara para decir que la soberanía del pueblo radica en la “producción, producción y más producción… mientras que en Venezuela lo que tenemos es una economía de puerto, sólo importaciones…”.
Bajo el mismo análisis de los factores productivos, se refirió al a la mano de obra, específicamente al deterioro de las condiciones salariales y en materia de beneficios, que los trabajadores venezolanos han experimentado.
Los catalogó como la parte esencial, fundamental y principal de cualquier gobierno socialista, mientras que en el ámbito nacional los trabajadores tienen contrataciones colectivas que no se firman, sueldos que no alcanzan, desempleo y buena parte de la masa laboral ocupada en el área no productiva de la economía, “aquí no puede venir con cuentos y estadística chimbas, porque la economía productiva del país está en la fábrica, en la agricultura, no en la intermediación”.
En cuanto a la implantación del modelo de comunas se refirió a estas como una estafa, basada en el engaño a la buena fe del pueblo y que estas no representan ningún poder popular, que éstas no son otra cosa que una forma de control social para fortalecer el dominio absolutista del poder “porque esto sólo es una autocracia… y despótica”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here