Bandera Roja va con tarjeta propia y con candidatos de
unidad En las elecciones parlamentarias 
elecciones parlamentarias 2015
 El régimen despótico, militarista, dictatorial y mafioso que
hoy dirige los destinos de Venezuela se aproxima a su fin. Y las elecciones
para Asamblea Nacional pueden ser la campanada que anuncie uno de sus últimos
rounds.

Para la gran mayoría de los venezolanos se ha convertido en
insoportable la situación que vive el país. Una verdadera calamidad que exige
una amplia unidad de los distintos sectores sociales para provocar los cambios
que nos permitan salvar y reconstruir nuestra nación hacia el desarrollo, el
progreso y el bienestar, abriendo caminos para una democracia de verdad
participativa, y asentada en el fortalecimiento de nuestra independencia y
nuestra soberanía.
Las elecciones del 6 de diciembre son una oportunidad para
avanzar en el desmontaje de este régimen perverso y retrógrado… pero no son la
panacea para resolver todos nuestros males. La unidad debe ser algo más que un
engranaje de fórmulas electorales. Es necesario un Programa claro que le
muestre al pueblo venezolano un camino para el cambio, en el cual las propias
luchas sociales, reivindicativas y políticas cobran importancia para ir
labrando el rescate en importantes áreas de la economía y el trabajo, de la
educación y la salud, de las libertades públicas y los derechos humanos, y para
ir construyendo la fuerza social y política que impulsará y sostendrá los
cambios por venir.
Sin embargo, en sectores de la oposición aún persisten
posiciones mezquinas y sectarias, que ven los venideros comicios como
oportunidad para un reparto que beneficie sus toldas partidistas. En esa
dirección han excluido a importantes sectores y a luchadores, mujeres y
jóvenes, que enriquecerían una fórmula integrada de la oposición. Bandera Roja,
teniendo principios y valores como guía, ha denunciado esas posturas
excluyentes y ha llamado a construir una propuesta electoral que engrane una
Unidad Superior que a su vez sea una dirección política que proyecte y dirija
la alternativa de cambio de verdad.
En ese sentido, Bandera Roja ratifica su decisión de
participar con su Tarjeta Propia en las próximas elecciones parlamentarias,
postulando a todos quienes representen de verdad ese espíritu de cambio y no
una postura oportunista y colaboracionista con el oficialismo. Daremos nuestro
apoyo, en primer lugar, a todos los que fueron electos en primarias
democráticas de la oposición, tal como fue nuestra propuesta, pero nos
reservaremos los espacios restantes y las listas regionales con el criterio de
reforzar victorias opositoras al mismo tiempo en que enfrentamos las decisiones
injustas y de retaliación contra dirigentes y sectores excluidos en esa maqueta
cupulera y macollérica. Ponemos como ejemplo el apoyo que daremos a Eduardo
Gómez Sigala en Lara, a Miguel Vásquez en Sucre, a Gabriel Puerta —nuestro
secretario general— en Miranda, a Andrea Tavares en Caracas, y la exploración
de opciones para nuestra joven dirigente Sairam Rivas. También brindaremos
nuestro respaldo a los presos políticos y dirigentes estudiantiles, sindicales
y gremiales que deseen postularse, así como otros nombres de dirigentes de
significativa importancia (regional y nacional) y que han sido excluidos por la
MUD como candidatos a la AN. Buscamos conformar una maqueta electoral nacional
que represente genuinamente la Unidad tal y como la concebimos; la Unidad que
Lucha, y la Unidad que ha dado muestras desde 1998 de su disposición y
sacrificio en el enfrentamiento a este régimen de oprobio al pueblo venezolano,
y que busca un camino de cambio y de construcción de una nueva democracia.
Con la vista puesta en un triunfo arrollador para el 6 de
diciembre, Bandera Roja ofrece desde ya a los venezolanos de buena voluntad, a
los demócratas, a los luchadores sociales y comunitarios, a los
revolucionarios, a la resistencia, a los presos políticos, a los trabajadores y
a la clase obrera, a las mujeres y los jóvenes, nuestra tarjeta, para que
sufraguen sabiendo que su voto será una evidencia importante de los deseos de
cambio hacia el progreso, el desarrollo y la libertad que anidan en el pueblo
venezolano. Votar en la tarjeta de Bandera Roja es garantía de que se estará
votando por los mejores candidatos de la Unidad, pero también por una
trayectoria de ética probada, de sacrificio, de entrega y de libertad.
Comité Político Nacional
Caracas, 2 de julio de 2015
@Bandera_Roja

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here