El Comité Ejecutivo del PCPE, ante la aprobación por parte del Consejo de Seguridad de la ONU de la zona de exclusión aérea sobre Libia, quiere manifestar lo siguiente:
Denunciamos el papel del Consejo de Seguridad, una vez más la ONU actúa como instrumento de legitimación de las políticas imperialistas, aprobando la adopción de medidas que supondrán un verdadero genocidio del pueblo libio. Igual que ocurrió en la antigua Yugoslavia, en Irak o en Afganistán, los peones de las potencias imperialistas se escudan, previa una campaña brutal de intoxicación informativa, en supuestas “misiones humanitarias” para proceder a la invasión de países y eliminación de gobiernos que, por diversas circunstancias consideran molestos, incluso, como es el caso de Libia, habiendo sido éste hasta hace bien poco aliado imprescindible del imperialismo europeo y sus multinacionales en la zona.

Detrás de la creación de un espacio de exclusión aérea se esconde la voluntad de destruir las capacidades militares, pero sobre todo productivas, de Libia, con el objetivo de condenar a la población del país a un período de escasez, hambre y miseria que facilite la ulterior entrada de fuerzas de ocupación extranjeras, tal como ocurrió en Irak en el período entre las dos guerras que sufrió el país árabe.
Denunciamos específicamente el papel jugado por las antiguas potencias coloniales en África y Oriente Medio, con Francia a la cabeza, que no dudan en maniobrar con tal de garantizar sus intereses geoestratégicos, aunque ello suponga la muerte y el genocidio de poblaciones enteras, tal como ocurrió en Ruanda en su día.
Denunciamos igualmente el papel de Rusia China, Brasil e India en el Consejo de Seguridad. Su abstención a la hora de votar una intervención militar imperialista revela su verdadero carácter de aliados de las potencias imperialistas occidentales.
Esta intervención es la expresión extrema de la violencia estructural con que, un sistema senil como el imperialismo, responde ante cualquier conflicto. La guerra y la violencia estatal sin límites puesta a disposición de las clases dominantes para asegurarles la explotación de la clase trabajadora y el expolio de los recursos naturales.
El PCPE considera que no existen posiciones intermedias en momentos como éste en el que el imperialismo despliega sus garras impunemente y condena a la muerte y a la miseria al pueblo libio. Al mismo tiempo, denunciamos sin paliativos el papel de la izquierda reformista que sigue dando ejemplos de su falta de discurso, de su servilismo y su sometimiento a los planes del imperialismo cuando no denuncia sin fisuras la intervención militar imperialista, en Libia o en cualquier otro país. Lamentamos que la incapacidad de articulación de un pensamiento autónomo por parte de las organizaciones autodenominadas de izquierda acabe sirviendo para justificar el genocidio y compartir objetivos con las potencias imperialistas.
¡ALTO A LA INTERVENCIÓN IMPERIALISTA EN LIBIA!
Comité Ejecutivo del PCPE
Madrid, 18 de marzo de 2011

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here