MARLA PRATO | ESPECIAL PARA EL UNIVERSAL
domingo 22 de abril de 2012 12:00 AM
Barquisimeto.-

Luego de un año que la empresa Sistema Hidráulico Yacambú -Quíbor le rescindiera el contrato al Consorcio Yacambú 2008 por “incumplimiento de contrato”, los 196 trabajadores que quedaron cesantes no han recibido ni sus prestaciones ni su arreglo, circunstancia que debe ser solucionada de inmediato, exigió esta semana Héctor Contreras, dirigente sindical del sector construcción y directivo de la Comisión Transitoria de la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV)-Lara.

Recordó Contreras que la empresa SHYQ a través de su presidente, el ingeniero Landis Navarro, ha venido anunciando públicamente que “ha asumido los pasivos laborales de 140 trabajadores, y ha cancelado las deudas a los trabajadores”, pero los mismos obreros han informado públicamente que aún el tribunal no ha procedido a la cancelación del compromiso.

La situación ha generado un fuerte impacto social en la población de Sanare en el Municipio Andrés Eloy Blanco del estado Lara en donde se ejecuta desde hace mas de 36 años la represa Yacambú cuya culminación aún es incierta debido a los fuertes retrasos que ha sufrido la obra siendo contradictorias las fechas dadas por los voceros oficiales para su terminación las cuales varían desde el 2012, 2014, 2015 y hasta 2017.

Siendo la represa una de las principales fuentes de trabajo de los pobladores de la zona -sostuvo Contreras- el desempleo de estos trabajadores, afecta severamente a las familias asentadas en ese municipio. Y la empresa Sistema Hidráulico Yacambú-Quíbor (SHYQ), debe solucionar la situación a estos trabajadores y reincorporarlos a sus fuentes de trabajo.

Tenemos entendido -dijo- que 140 ya fueron absorbidos por la paraestatal Enmhoca (Empresa Noroccidental de Mantenimiento y Obras Hidraúlicas C.A.) , pero los 56 restantes que son además, mano obra especializada, se encuentran en la calle a la espera de otra oportunidad laboral y del pago de lo que se les adeuda. El dirigente sindical considera que el pago de la deuda debe hacerse a los 196 trabajadores por igual, sin ningún tipo de discriminación.

Sin embargo, aunque el dirigente sindical no abordó las causas del retraso en el pago, se conoció en fuentes judiciales que se han presentado discrepancias a la hora de establecer los montos de cancelación de los trabajadores entre el Consorcio Yacambú 2008 y la empresa Sistema Hidraulico Yacambú Quíbor.

Según cifras que figuran en un acta convenio suscrita el 25 de noviembre de 2011 en la Coordinación del Trabajo de la Circunscripción Judicial del estado Lara la empresa SHYQ asume la deuda laboral pero solo de 140 trabajadores la cual asciende a 6 millones 973 mil 928 bolívares, dejando por fuera a los 56 trabajadores restantes.

Cuatro días después, ante el juzgado Quinto de Sustanciación, Mediación y Ejecución de la Coordinación del Trabajo del estado Lara, el abogado Gerardo Rafael Torres presentó un acuerdo de pago de “una cuota extraordinaria del 10 % del monto global del pago a los trabajadores el cual estará suscrito en el acuerdo transaccional con la estatal Sistema Hidraulico Yacambú- Quibor a los fines de sufragar gastos jurídicos y contables”.

Ante esa propuesta, el Consorcio Yacambú 2008 rechazó el monto propuesto y exigió que la oferta se acompañe de los debidos documentos y sustentos administrativos laborales de cada trabajador para establecer las cantidades a cancelar, ya que el documento no los presenta. Mientras los trabajadores han venido denunciando que el acuerdo que beneficia a los 140 obreros se logró luego que “vendieran varias cláusulas” a favor de la empresa y en detrimento de los trabajadores.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here